Seleccione un buscador
Solo durante este finde: Usa el cupón OLADECALOR y obtendrás un descuento del 5% en tu pedido.

Mamparas

Las mamparas de baño son elementos esenciales en la decoración y funcionalidad de cualquier cuarto de baño. Estas estructuras transparentes o semitransparentes se utilizan para separar la zona de ducha o bañera del resto de baño, bridando privacidad y evitando que el agua se esparza por todo el espacio del baño. Unas de las características son:

  1. Privacidad: Las mamparas de baño proporcionan un espacio separado de la ducha o bañera que dan privacidad, esto es especialmente importante 
  2. Estética: Las mamparas de baño vienen en una amplia variedad de diseños, estilos y acabados, lo que permite elegir la ideal para tu baño.
  3. Funcionalidad: Además de su función principal de contener el agua y evitar salpicaduras, las mamparas de baño también son fáciles de abrir y cerrar. Pueden tener puertas correderas, abatibles o plegables, lo que facilita el acceso a la ducha o bañera.
  4. Fácil limpieza: Las mamparas de baño están fabricadas con materiales resistentes al agua y fáciles de limpiar, como el vidrio templado o el acrílico. Esto facilita su mantenimiento y evita la acumulación de suciedad y manchas.
  5. Espacio ahorrador: En comparación con las cortinas de baño tradicionales, las mamparas ocupan menos espacio físico en el baño, lo que permite aprovechar mejor el espacio disponible.
  6. Durabilidad: Las mamparas de baño están diseñadas para resistir el uso diario y el contacto con el agua. Los materiales utilizados, como el vidrio templado, son resistentes y duraderos, lo que garantiza una larga vida útil de la mampara.
  7. Seguridad: Las mamparas de baño suelen estar fabricadas con vidrio templado, que es más resistente y seguro que el vidrio normal. En caso de rotura, se rompe en pequeños fragmentos sin bordes afilados, lo que reduce el riesgo de lesiones.
  8. Versatilidad: Las mamparas de baño se adaptan a diferentes tipos de baños y diseños. Pueden instalarse en espacios pequeños o grandes, en esquinas, en bañeras o en duchas independientes, brindando flexibilidad y opciones de diseño.

Conjuntamente a su función principal de separar las zonas del baño, cumplen una misión estética a la hora de complementar el baño, desde ParaTuReforma hemos creado un espacio para que puedas tener en tu mano una amplía variedad de mamparas de baño a la hora de elegir la mejor opción para ducha o bañera.

Mamparas

De Baño

Mampara ducha corto
Mampara ducha curva
Mampara bañera largo
Mampara ducha largo
Mampara bañera corto

Las mamparas de ducha son una pieza clave en cualquier cuarto de baño moderno. No solo ayudan a mantener el agua dentro de la ducha, sino que también añaden un toque de estilo y elegancia a tu espacio. En nuestra tienda, encontrarás una amplia variedad de mamparas de ducha, desde las clásicas mamparas correderas hasta las innovadoras mamparas de cristal fijo. Disponibles en una variedad de materiales, como cristal templado, acrílico y aluminio, nuestras mamparas de ducha están diseñadas para adaptarse a cualquier estilo de decoración y presupuesto.

Algunos de los beneficios son:

  • Adiós a la salpicadura
  • Mayor Seguridad
  • Mayor comodidad
  • Mayor sensación de amplitud

Mamparas de Bañera

Las mamparas de baño son una solución práctica y estética para tu baño, aportando un toque de elegancia y sofisticación al tiempo que te protegen de las salpicaduras de agua durante el baño

Al elegir una mampara de bañera, también es importante tener en cuenta otros aspectos como:

  • Altura
  • Apertura
  • Tratamiento del vidrio
  • Perfilería

Algunos de los beneficios son:

  • Protegen contra salpicaduras
  • Aportan mayor seguridad
  • Ofrecen mayor comodidad
  • Facilitan la limpieza

Preguntas frecuentes

El tamaño adecuado de una mampara para tu ducha o bañera dependerá del espacio disponible y las dimensiones de tu área de baño. Para determinar el tamaño adecuado, sigue estos pasos:

  1. Mide el ancho de tu ducha o bañera: Utiliza una cinta métrica para medir el ancho de la zona donde deseas instalar la mampara. Mide de pared a pared o de extremo a extremo de la bañera, asegurándote de tomar en cuenta cualquier saliente o irregularidad en la estructura.
  2. Determina la altura necesaria: Mide la altura desde el suelo hasta la parte superior de la ducha o bañera. Esto te ayudará a asegurarte de que la mampara cubra adecuadamente el espacio y evite salpicaduras de agua.
  3. Considera las dimensiones estándar: Las mamparas de ducha y bañera suelen estar disponibles en tamaños estándar. Estos pueden variar según el fabricante, pero generalmente se encuentran en anchos de 70 a 120 centímetros y alturas de 140 a 200 centímetros.
  4. Ten en cuenta el espacio de apertura: Si optas por una mampara con apertura, como una corredera o abatible, asegúrate de tener en cuenta el espacio necesario para abrir y cerrar la mampara sin obstrucciones. Esto es especialmente importante si tienes un baño pequeño.

Recuerda que es importante medir con precisión y considerar cualquier característica especial de tu baño antes de seleccionar el tamaño de la mampara. Si tienes dudas, siempre es recomendable consultar con un especialista

El nivel de mantenimiento requerido en una mampara puede variar dependiendo del tipo de material y diseño de la mampara. Sin embargo, en general, aquí hay algunas pautas comunes para el mantenimiento de las mamparas:

  1. Limpieza regular: Es importante limpiar la mampara regularmente para evitar la acumulación de residuos y mantenerla en buen estado. Utiliza un limpiador suave no abrasivo y un paño suave o esponja para limpiar tanto el interior como el exterior de la mampara. Evita el uso de productos químicos fuertes o abrasivos que puedan dañar el material de la mampara.
  2. Prevención de la acumulación de agua: Después de cada uso, seca la superficie de la mampara con una toalla o paño seco para prevenir la acumulación de agua y reducir la formación de manchas o marcas de agua. Esto ayudará a mantener la mampara más limpia y evitará la aparición de depósitos de cal.
  3. Protección contra productos químicos: Si utilizas productos de limpieza en tu baño, evita que entren en contacto directo con la mampara, ya que algunos productos químicos pueden dañar el revestimiento o la integridad del material de la mampara. Siempre sigue las instrucciones del fabricante y enjuaga bien la mampara después de aplicar cualquier producto de limpieza.
  4. Revisión de los elementos de sujeción: Verifica regularmente los elementos de sujeción de la mampara, como tornillos y bisagras, para asegurarte de que estén firmes y en buen estado. Si notas algún problema, como tornillos flojos o desgastados, apriétalos o reemplázalos según sea necesario.
  5. Mantenimiento específico según el material: Si tu mampara está fabricada con un material específico, como vidrio templado, acrílico o acero inoxidable, es posible que requiera cuidados adicionales o productos de limpieza específicos. Consulta las recomendaciones del fabricante para el mantenimiento adecuado de tu mampara según el material utilizado.

La elección del tipo de apertura de la mampara de baño dependerá de diversos factores, como el espacio que haya disponible en el baño, la estética del lugar, las preferencias personales entre otras muchas cosas. Aquí te presentamos algunas opciones comunes de apertura y sus características:

  1. Apertura corredera: Las mamparas con apertura corredera son ideales cuando el espacio es limitado, ya que su apertura consiste en desplazarse a lo largo de un riel, por lo que es ideal para baños que no tengan mucho espacio y es una opción práctica.
  2. Apertura abatible: Este tipo de apertura para las mamparas funciona como una puerta convencional. Este tipo de apertura ofrece una acceso amplio y cómodo a la ducha o bañera, y es adecuada para baños con suficiente espacio libre en el área de la apertura. Además este tipo de apertura es muy fácil de limpiar.
  3. Apertura plegable: Para baños estrechos recomendamos este tipo de apertura, ya que se pliegan en forma de acordeón, lo que permite un acceso rápido y fácil a la hora de ducharse, no requiere mucho espacio para abrirse y suelen ser ajustable dependiendo de la cantidad de paneles que hayan.
  4. Apertura pivotante: Las mamparas que tienen este tipo de apertura giran sobre un eje vertical, lo que permite abrir la mampara hacia interior o exterior, hasta con un giro de 180 grados, lo que facilita totalmente tanto la entrada como salida de la ducha o bañera.

Siempre recordar que es importante considerar el espacio disponible en tu baño, así como tus preferencias personales en términos de funcionalidad y estética a la hora de elegir la mampara.